Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

+57 4 444 28 72

Enplanta | Excelencia y Productividad en Crecimiento

Logo CTA 01logoSDE2016

Agosto 20, 2017

Procalcio: Cargar sólo lo necesario

Quizás sólo algunas personas saben lo que se hace con los desechos que salen de los mataderos del país después de sacar la carne de los animales sacrificados para consumo humano, un grupo aún más pequeño sabrá que de estos supuestos desperdicios pueden utilizarse juguetes para mascotas. Tal vez por eso la primera sorpresa que se encuentra quien visita Procalcio es su propio proceso de producción y, sobre todo, su amplio portafolio de referencias a partir de partes de animales que parecían inservibles para el común de las personas.

Esta empresa hace parte de Agrosan, una de las industrias más importantes  del país en el procesamiento de los subproductos que se originan del sacrificio de ganado bovino, cerdo y pollos. Una gran compañía que toma estos elementos contaminantes para reciclarlos y procesarlos de manera adecuada generando harinas y sebos para alimentación animal.

Sin duda una labor que contribuye de manera directa con la calidad del medio ambiente y aporta al bienestar humano, una organización en constante búsqueda de nuevas alternativas. Por eso, hace dos años incursionaría en un negocio que hasta hace poco era pequeño pero que presenta grandes posibilidades de desarrollo gracias a la tendencia global de consumo que le da mayor preponderancia a las mascotas.

Valorar personas para dar valor al producto

En la empresa se encuentran en una constante investigación y experimentación para innovar en sus productos y aprovechar en mayor cantidad los desperdicios suministrados, cada nueva propuesta es el resultado de un riguroso estudio de su viabilidad técnica y económica. Actualmente se tiene un portafolio con 49 referencias diferentes sin embargo la estrategia planteada para los próximos meses es iniciar una focalización de los esfuerzos con una oferta más específica y rentable.

procalcio02

La planta de producción, ubicada en la vereda Piedecuesta del municipio de Amagá, se divide en tres zonas fundamentales: la húmeda, donde se preparan los huesos; la de secado, donde se deshidrata en unos hornos; y la de empacado, en donde se alistan de acuerdo a las necesidades del mercado.  

procalcio04Las materias primas con las que se trabaja son solicitadas directamente a Agrosan quien se las entrega para iniciar el proceso industrial que termina por convertir huesos, miembros viriles, orejas o tráqueas en juguetes. Este insumo ingresa para ser desinfectado y seleccionado para el posterior procesamiento como tal: cortar cascos, quitar la piel y tendones, pasar por caramelizado para darle color, secado y finalmente empacar.

Exceptuando la etapa de secado, que es realizada en unos hornos, todos los procedimientos son manuales lo que le agrega un valor a los productos a partir de la destreza de las operarias que realizan el alistamiento, mujeres cabeza de familia que viven en los alrededores de la planta. Para ellas este trabajo ha representado una oportunidad de salirse del círculo de opciones que se ofrecen para las personas de la región: recoger café o extraer carbón. Ahora han encontrado bienestar cerca de sus hijos sin tener que realizar estas labores o irse para Medellín buscando nuevas alternativas.

Al llegar a Procalcio ninguna de ellas tenía conocimiento previo de este negocio Parte clave de esta formación ha sido impartida desde su experiencia por el supervisor de producción Alexis Torres. Él pacientemente ha ido adaptado las capacidades de cada una de las integrantes de la compañía a las necesidades colectivas permitiendo hoy tener personal altamente calificado y con gran autonomía en su desempeño.

procalcio03Las operarias determinan diariamente sus labores de acuerdo a las necesidades de perdido o inventario en proceso, de esta forma se prioriza lo que se tenga que producir para poder enviar. Aunque parezca un poco anárquico, el compromiso y la organización de cada integrante permite que funcione sin mayor programación previa. “A mi personalmente me aterra tener que hacer la misma cosa siempre, por eso me gusta que aquí podemos cambiar”, dice sin dudarlo Alejandra León, una de las operarias.  

Gracias a esta independencia, las directivas dan un voto de confianza en su equipo y por ello no tienen supervisiones en los turnos de la noche y los fines de semana. La planta nunca para su funcionamiento, siete días a las semana en tres turnos diferentes, en un grupo de operarias que van rotándose cada quince días las jornadas de trabajo.

Creciendo con calidad

Conforme a este desarrollo del personal de planta se fortalecerían aéreas comerciales, de nuevos negocios y calidad con el fin de impulsar el crecimiento global de la organización.  Justo en ese momento, hace cerca de un año, llegaría a dirigir el área de producción Alexander Marín quien desde su arribo pensaría que el Kaizen ayudaría a potenciar muchas de las capacidades que se encontraban en el equipo. Él mismo había conocido de sus beneficios e impacto al trabajar de la mano de enplanta en un proyecto de Mejoramiento en Proelásticos, empresa en la que laboraba anteriormente.

procalcio05Sin embargo convencer a todas las partes de la compañía fue una labor de persistencia, de escalar su propuesta para justificar la necesidad que se tenían y demostrar las oportunidades que ofrecía. Para las grandes empresas no es fácil abrirles sus puertas de sus plantas a personas externas, sólo la persistencia de Alexander lograría convencer a sus jefes acerca de la necesidad de este proceso para apalancar el desarrollo acelerado que venía presentando Procaclico.

Desde el comienzo el objetivo fundamental que se buscaba era refinar las buenas acciones que se tenían alrededor de la producción para integrarlas y focalizarlas. Esto permitiría que lo que se trabajaba se alineara con mayor facilidad con las acciones alrededor de la calidad del producto terminado mediante un seguimiento a sus características físico-químicas y microbiológicas, así como análisis de posibles bacterias.

La calidad es un tema sensible en Procalcio ya que su principal mercado es el de Estados Unidos, país donde se exporta la totalidad de la producción y en donde se tienen exigentes normas sanitarias. Los protocolos de salubridad dentro de la planta son propios de una empresa alimenticia, no reglamentarios para una que produce juguetes para mascotas. Estos altos estándares de calidad hoy les permite ser reconocidos internacionalmente por sus productos.

procalcio06“El trabajo con Kaizen nos ha ayudado para continuar nuestra búsqueda por generar estándares en los procesos y aplicarlos. Así podernos reforzar algunas características de calidad que venimos trabajando”, dice Andriana Arredondo, coordinadora de calidad en la empresa quien valora el aporte que esta metodología le ha traído a su trabajo.

¿Kaizen?

Las cabezas del proceso de producción seleccionarían el grupo de integrantes del equipo de acuerdo a habilidades y aptitudes descubiertas en el día a día. Para ellas sería difícil inicialmente pues para el resto de sus compañeras esta selección significó algún tipo de preferencia o el establecimiento de controles alrededor de sus labores. Sin embargo con la cartelera y la sensibilización directa ahora todas las demás operarias quieren ser parte del proceso pues lo admiran y valoran.

Cuando el equipo de trabajo escucharía la palabra “Kaizen” se preguntaron qué sería y cuáles serían sus implicaciones en sus jornadas laborales. Un miedo que poco a poco se iría disipando al ver que el esfuerzo valía la pena gracias a resultados tangibles. Las integrantes del equipo reconocen que en el taller de formación pudieron evidenciar que tan sólo con orden podrían mejorar tiempos de procesos en su trabajo y que ya había empresas que muestran resultados. Hechos que se evidenciarían más clara con el acompañamiento directo.

procalcio09“Todo el proceso nos generó muchas inquietudes pero ahora estamos muy contentas porque lo que programamos e hicimos no ha cambiado la forma de hacer las cosas”, reconoce Alejandra León con la seguridad alrededor de lo que han hecho.

Al llegar, el Especialista enplanta Edwin Rodríguez simplemente quiso sentarse en una esquina y ver el proceso tal cómo lo hacían. No demoraría mucho tiempo en encontrar los inconvenientes en desplazamientos y a proponer acciones simples que podrían llevarse a cabo. Y aunque al final las medidas pueden parecer simples y casi obvias, su aplicación es el resultado de un análisis juicioso por parte del equipo (nombrado Prokaizen) en el cual se planearían las implicaciones de cada una de ellas.

Tras indagar acerca del problema a trabajar, se determinaría atacar una problemática transversal. Este análisis inicial también evidenciaría que hacían almacenamientos innecesarios y el “lay out” no tenía una lógica con los esfuerzos lo que llevaba a que las operarias invirtieran gran tiempo de su turno realizando grandes esfuerzos cargando pesadas canecas de un lado para el otro.

procalcio07Cuando ingresaba la materia prima había que llevarla hasta la cortadora, que se encontraba al final de la zona húmeda, para quitar los cascos. Estos cascos se debían pesar de nuevo para ser considerados desperdicios y sacarlos de la planta. Las patas cortadas eran llevadas a una mesa para quitarle la piel generando un nuevo desperdicio. Posteriormente eran sumergidas una por uno en una caneca con colorante para el proceso de caramelización para proceder a ingresarlas al horno.

A estas etapas se les sumaban dos pesajes para a la materia prima y a los desperdicios que son regresados a Agrosan para su procesamiento como harina para animales. En definitiva, almacenaban muchas canecas que requerían constante movimiento por la planta.

Desde esta observación, el Especialista enplanta comenzaría a trabajar con visitas semanales en la cual proponía ideas, impartía conocimiento, planteaba tareas y sugería ensayos para realizar. En palabras simples Edwin Rodríguez resume la dirección de sus planteamientos: “cargar sólo lo que es vitalmente necesario”

Curiosamente, el hecho de tener una rotación en los turnos de las operarias y la imposibilidad de acercarse a las reuniones con enplanta, generó una dinámica en la cual dos de las integrantes del equipo recibían la información y la transmitían a las demás que laboraban en los otros turnos. El hecho de no ser siempre las mismas fue una dificultad pero también una oportunidad de ser exigentes en los estándares establecidos para no depender de una persona.

Grandes recorridos que no llevaban lejos

procalcio08Cuando se midieron el recorrido que hacían las operarias para realizar cada pata arrojaría un recorrido de 24 metros cargando contenedores de hasta 180 kilos que se tenían que maniobrar entre diferentes máquinas y mesas, esto llevaba a que el tiempo de producción fuera de 7,3 minutos. El trabajo entonces se enfocaría en facilitar los movimientos en la planta lo que permitiría reduciría esfuerzos y tiempos.

Se moverían dos mesas y una máquina cortadora para generar un flujo lógico de la producción. La cortadora estaba al final del proceso, a pesar de ser la primera etapa del flujo, por lo que se realizaron ajustes técnicos en las conexiones para reubicarla ubicándola al ingresa lo que también facilitaba desalojar los cascos una vez retirados de la pata.

“La verdad nunca pensamos en los metros que invertíamos caminando de un paso a otro, simplemente pusimos la cortadora en el lugar donde estaba el enchufe al momento de llegar a la planta”, reconoce con desparpajo Alexander Marín.

Igualmente se puso una mesa para que las patas que se cortaran quedaran listas para quitarles la piel, también se traería una mesa adicional que se encontraba subutilizada en el área de empaque. Para Edwin Rodríguez el caso de Procalcio no es el de muchas otras empresas en las que creen que las cosas están “enterradas” en el piso, razón por la cual no las mueven donde les resulte más útil.

Con estos cambios se encontraría espacio para ubicar un tanque de caramelización, un viejo plan que no había podido llevarse a cabo. Ahora no tienen que caramelizar pata por pata sino que sumergen ocho canastas a la vez lo que reduce tiempos y esfuerzos. Otras referencias también han tenido una mayor rotación gracias a este nuevo elemento en la planta y una mejor organización del inventario en proceso.

pro0404

Así, con medidas simples, se logro reducir el tiempo de producción por pieza a 3.4 minutos (superando los 3.8 propuestos como meta), se redujeron los metros lineales recorridos por cada operaria a tan sólo 12 y se optimizaron los metros cuadrados del espacio físico de la planta. Igualmente la carga en las canecas empujadas por las operarias se redujo considerablemente.

procalcio010Ahora invierten la tercera parte del tiempo produciendo una pieza lo que significa que en un turno ahora hacen lo que hacían en los tres. Esto ha permitido aumentar la disponibilidad del personal y la capacidad llevando la producción de 12 mil patas al mes a 18 mil  en un par de meses y con grandes perspectivas de llevar esta cifra a las 20 mil.

De alguna manera todo esto es dinero “intangible” pero que ha permitido aumentar la productividad pues ahora tienen capacidad de recibir mayor cantidad de materia prima alcanzando indicadores récord en algunos meses de este año.

procalcio011Junto con los cambios físicos se buscaría realizar una estandarización de procesos mediante el empoderamiento de las operarias. Se comprarían un par de hojas y colores para que ellas mismas dibujaran sus procesos convirtiéndolas en LUPs que ahora están ubicadas junto al tablero Kaizen.  

Trabajo digno de mostrar y seguir

“Todo este trabajo se le ha retribuido a Procalcio. Ahora Agrosan pone los ojos en nosotros gracias a los buenos resultados”, dice orgulloso Alexander Marín. Y es que gracias al buen trabajo la empresa ha tomado decisiones que empoderarán más al equipo permitiendo reflejar la buena experiencia en toda la organización. Sin embargo, él no duda en señalar que la mejor experiencia ha sido hacer las cosas que se habían quedado sin hacer y demostrarse de lo buenos que pueden ser.

La multiplicación de producción y la reducción de tiempos en las patas tendrán un impacto directo en otras partes de los animales que son procesadas. Ahora hay espacio para producir de forma paralela diferentes referencias y tener personal que apoye las actividades que se hacen necesarias. Antes parecía que encontraban en el límite de capacidad pero ahora encuentran posibilidades de crecimiento que incluso requiera vincular nuevo personal, todo esto redundará en un mejor desempeño comercial.

porocalcio012

La calidad de vida en trabajo de las operarias se ha aumentado gracias a la disminución de sus desplazamientos y la rebaja en el esfuerzo físico cargando pesadas canecas de un lado para otro. Ellas mismas son ahora más preocupadas por mantener el orden en cada uno de los puestos de trabajo, como parte de este proceso ahora se inicia la implementación de 5S.

Para el 2017 se planea tener un equipo en el área de empaques en donde se han evidenciado problemas de espacios. La idea es que este sea el comienzo de nuevo focos de interés para implementar medidas de Mejoramiento a partir de la experiencia de este grupo formado en la primera experiencia cubriendo a todos los integrantes de la empresa.

Procalcio ahora conoce qué le genera valor a sus productos: su gente, por eso trabaja por empoderarla y comprometerla con el Mejoramiento como una forma de vida.

Fotografía Alejandro Sarabía / enplanta.

Leído 1119 veces
Valora este artículo
(1 Voto)

Deja un comentario

Asegúrese de introducir la información requerida con la marca (*). No está permitido el Código HTML.

Nuestros aliados

Últimos Tweets

Contáctenos

Centro de Ciencia y Tecnología de Antioquia
Carrera 46 # 56 - 11, piso 15, Edificio Tecnoparque.
Medellín - Colombia
Teléfono: (+574) 444 28 72
Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Galería Imágenes

Scroll to top